Posts Tagged ‘Genovese’

h1

Kitty Genovese o el Efecto Espectador o la Crisis Social

agosto 9, 2010

 

 

Catherine Susan (Kitty) Genovese murió en Nueva York el 13 de marzo de 1964 con 29 años.

 

Llegaba a su casa de madrugada en el barrio de Queens después de trabajar cuando Winston Moseley la atacó.

 

La primera intención del atacante fue robarle pero ante la resistencia de la víctima y los gritos que profería, aquél optó por acuchillarla.

 

Kitty no murió, pero quedó malherida en la calle.

 

Unos 20 minutos después, tendida aún en la calle pues nadie la había socorrido, su asesinó volvió y además de acuchillarla de nuevo abusó sexualmente de ella.

 

Un vecino llamó a los servicios de emergencia que poco pudieron hacer por su vida.

 

Hasta aquí no deja de ser una historia de violencia cotidiana en un barrio neoyorquino. Una víctima más que engrosaría las estadísticas de criminalidad al finalizar el año.

 

Lo que llamó la atención de este caso a la opinión pública es que se calcula que 38 vecinos, asomados a sus ventanas, vieron el mortal ataque sin hacer nada, como meros espectadores de una película de suspense. Sólo al final del segundo ataque un vecino llamó a la policía.

 

Este caso trascendió de lo policial a lo social y dos investigadores, John Darley y Bibb Latané, trabajaron en lo que dieron en llamar “El Efecto Espectador”.

 

La conclusión a la que llegaron es que la posibilidad de que alguien muestre iniciativa ante un ataque a un tercero es inversamente proporcional al número de personas que lo acompañan. Es decir, que si alguien, solo o poco acompañado, es testigo de una agresión es más probable que se inmiscuya que si está acompañado de mucha gente.

 

¿Por qué ocurre esto? Entre las diversas hipótesis que se barajan está el pensar que otro asumirá esa iniciativa. Pero también se conjetura que muchas personas perciben lo que le ocurre a otros como ajeno a su incumbencia y que si la víctima no pide ayuda explícita no se le da: Efecto Espectador.

 

Traigo aquí está historia ante la pobre repercusión social que está teniendo la crisis económica en nuestro país. Cuando 800.000 familias tienen a todos sus miembros en paro, cuando hay cientos de miles de personas por encima de los 45 años que no podrán volver a trabajar nunca, cuando hay provincias con índices de desempleo cercanos al 50% y cuando se recortan por decreto las políticas sociales y los derechos de los trabajadores nadie sale a la calle.

 

Y nadie sale a la calle porque somos espectadores de un drama que de momento afecta a una población desahuciada y de poca relevancia.

 

Pero como dijo Bertolt Bretcht, mañana nos puede tocar a nosotros y pasaremos de espectadores a protagonistas y ahí no hay más efecto que el de sobrevivir.

 

P.D.: “A la calle, que ya es hora de pasearnos a cuerpo”. –Gabriel Celaya

 

P.D2.: Dedicado a @Kurioso quien me ha inspirado desde la agradable lectura de su libro: “Bocados de realidad”.